Sauver Le Darfour dans le monde

El Consejo de Seguridad presiona a Sudán para que acepte una misión de paz de la ONU en Darfur

Elmundo.es, 12 Septembre 2006

EEUU no ve 'progresos' por el momento e insta a Jartum a actuar 'de forma responsable'

El Consejo de Seguridad de la ONU presionó este lunes al Gobierno de Sudán para que acepte el traspaso de la actual fuerza de paz de la Unión Africana (UA) a un operativo de las Naciones Unidas que garantice la seguridad en Darfur, la región del noroeste del país afectada por una grave crisis humanitaria.

El Consejo, reunido en sesión abierta, debatió la situación tras la nueva oleada de enfrentamientos entre las fuerzas gubernamentales y los grupos rebeldes.

Según la ONU, el total de desplazados se eleva ya a 1,9 millones, mientras que tres millones de sudaneses que viven en el área dependen de la asistencia internacional para obtener alimentos, medicamentos y refugio.

En la reunión participó el secretario general de la ONU, Kofi Annan, quien pidió "pragmatismo" al Gobierno sudanés para tratar la crisis y le recordó su responsabilidad de proteger a la población civil.

Annan se mostró preocupado por la decisión de Jartum de desplegar su Ejército en el norte de Darfur, en clara violación del acuerdo de paz firmado en mayo en Abuja (Nigeria) con el Movimiento de Liberación de Sudán (MLS).
Annan recuerda el caso ruandés

"¿Podemos, conscientemente, dejar a la población de Darfur ante esta fatalidad? ¿Puede la comunidad internacional, después de no haber hecho lo suficiente en Ruanda, observar cómo se agrava esta tragedia?", se preguntó, y pidió por ello a Sudán que acepte la resolución 1.706 del Consejo para que acepte el despliegue de cascos azules.

El citado documento autoriza a reforzar con 17.000 soldados la misión de la ONU en Sudán (UNMIS), que opera en el sur del país, para asumir el mando que dejará en las próximas semanas —como máximo, en diciembre— la misión de la UA en Darfur (AMIS), compuesta por 7.000 militares.

Hasta el momento, Jartum se ha opuesto rotundamente al despliegue por considerar que se trata de una "ocupación".

Durante la reunión del Consejo de Seguridad, el embajador adjunto de Sudán ante la ONU, Omar Bashir Manis, reafirmó la disposición de su país a "cooperar y dialogar" siempre que se respeten "la soberanía y la integridad" del país africano.


Por su parte, la secretaria de Estado de EEUU, Condoleezza Rice, se entrevistó también este lunes en Washington con el ministro de Exteriores sudanés, Lam Akol, a quien instó "en los términos más fuertes posibles" a aceptar una fuerza de la ONU en Darfur.

Sin embargo, según declaró la propia Rice, no parece que se hayan logrado "progresos" por el momento.

Akol proporcionó "esperanzas para mejorar las relaciones" entre Washington y Jartum, a lo que la jefa de la diplomacia estadounidense respondió que tales avances sólo se incorporarán a la agenda bilateral una vez que el Gobierno sudanés "actúe de forma responsable".

El conflicto en Darfur estalló en febrero de 2003, cuando los grupos rebeldes se levantaron contra Jartum por la marginalidad que sufrían y por el control de los recursos naturales.